publicidad cabecera


 

ÚLTIMAS NOTICIAS

Toda la Región tendrá unidades de rehabilitación cardíaca

 

Cerca de 3.400 murcianos fallecen cada año por problemas de corazón, lo que supone un 30 por ciento del total de muertes anuales, según la Consejería de Salud.

 

Los responsables sanitarios van impulsar programas y proyectos orientados a mejorar la atención a pacientes cardíacosdirigido a enfermos con insuficiencia cardíaca y presentado esta semana por el gerente del SMSFrancisco Ponce, en la Jornada Nacional sobre modelos de insuficiencia cardiaca celebrada en Madrid.


Además, desde el SMS se quieren llevar a cabo otras actuaciones de cara a prevenir la aparición de insuficiencia cardíaca como la extensión del programa de ejercicio comunitario Activa Cardio y de las Unidades de Rehabilitación Cardíaca a todas las áreas de salud de la Región.


La Unidad de Rehabilitación Cardíaca del Hospital Universitario Reina Sofía de Murcia se ha convertido en todo un ejemplo en el trabajo con estos pacientes y ha sido un referente para el resto de equipos.


El equipo multidisciplinar del Reina Sofía está formado por cardiólogos, enfermeras, psicólogos e incluso asesores jurídicos para atender cualquiera de las facetas de la vida del paciente que se ven alteradas después de sufrir una cardiopatía isquémica, según explica el jefe del Servicio de Cardiología del Hospital Reina Sofía, Tomás Vicente.


El trabajo de la unidad, tal y como indican los protocolos de la Sociedad Española de Cardiología (SEC), se estructura en tres fases: en la primera se hace una evaluación de los pacientes que hay ingresados en planta para comprobar si son candidatos a ser derivados a rehabilitación cardíaca; en la segunda se trabaja con los usuarios que han sido valorados e incorporados al programa con 2-3 sesiones semanales de ejercicio controlado durante dos meses; y en la tercera se les hace seguimiento desde los equipos de Atención Primaria tras un estudio cardiológico previo para ver el estado del corazón.


La prevención permite que una persona con enfermedades cardiovasculares con riesgo de fallecimiento viva una media de diez años más. Los años de vida potencialmente perdidos o años de esperanza de vida perdidos son un indicador para mostrar cuáles son las enfermedades que producen muerte de forma prematura, según la Consejería de Salud. Dada su importancia, Salud puso en marcha un programa específico para la prevención y el manejo del sobrepeso en Atención Primaria. Su objetivo fundamental es la disminución del sobrepeso y obesidad en los niños de hasta 14 años. Además, se ha desarrollado el programa Activa, un proyecto de actividad física para adultos y para pacientes en rehabilitación cardíaca.

No hay comentarios