publicidad cabecera

ÚLTIMAS NOTICIAS

El PSOE y Ciudadanos pactan echar al PP del Gobierno de Murcia

 


Los socialistas señalan que el acuerdo no implica a otras comunidades, pero el cambio de Cs es radical.

El PSOE y Ciudadanos han presentado una moción de censura en Murcia para desbancar a los populares de los gobiernos regional. Las dos formaciones suman 23 (17 PSOE y 6 C’s) de los 45 escaños de la Asamblea de Murcia, con lo que tienen mayoría absoluta para sacarla adelante y gobernar. El pacto implica que Ciudadanos presidirá el Ejecutivo de la comunidad autónoma. Ana Martínez Vidal, hasta ahora consejera de Empresa y portavoz, será la candidata a presidir el Gobierno murciano.

Fuentes socialistas señalan que el acuerdo se limita a Murcia, porque la situación política allí era “insostenible” después de varios enfrentamientos en las últimas semanas. Estas fuentes señalan que “no hay un pacto global” con Ciudadanos y por tanto este paso no tiene por qué tener consecuencias en Castilla y León o Madrid, dos comunidades donde los rumores de posibles mociones de censura para desbancar al PP son constantes.

Los socialistas explican que el caso murciano es especial, por el deterioro político que se había producido allí por las tensiones con Vox, pero lo cierto es que esta decisión supone un giro radical para Ciudadanos, que en 2019 decidió no pactar ninguna comunidad ni Ayuntamiento importante con el PSOE, a pesar de que podría haber logrado la presidencia o la alcaldía, y elegir como socio estable al PP. La decisión de echar del poder a los populares en la Región de Murcia tendrá sin duda consecuencias en la política nacional. El revuelo en los pasillos del Congreso y la evidente satisfacción de los socialistas era una prueba evidente de que este giro no tiene solo consecuencias locales.

El pacto se viene fraguando en múltiples conversaciones entre los representantes del PSOE y de Cs en la comunidad en las últimas semanas, pero también ha habido contactos al máximo nivel entre las direcciones nacionales, según fuentes socialistas. En los pasillos del Congreso, Inés Arrimadas no ha querido hacer comentarios y ha remitido a las explicaciones de los dirigentes murcianos de Cs. José Luis Ábalos, secretario de organización del PSOE, mostraba una evidente satisfacción. Por el contrario, Santiago Abascal, líder de Vox, que parecía claramente molesto tras conocer la noticia, lanzó después un mensaje en Twitter en el que reclama a los presidentes del PP de Madrid, Andalucía y Castilla y León que convoquen rápidamente elecciones anticipadas para evitar las posibles mociones de censura en estas comunidades.

El acuerdo se cocinó en absoluto secreto entre socialistas y Ciudadanos para evitar que el presidente murciano, Fernando López Miras, pudiera adelantar las elecciones y desbaratarlo. Según el Estatuto de Murcia, una vez registrada una moción de censura el presidente ya no puede disolver la Asamblea murciana para convocar elecciones. El PP sí tiene en su mano adelantar la fecha electoral en Madrid, Castilla y León y Andalucía para evitar nuevas mociones, aunque de momento el PSOE y Cs las descartan.

El popular Fernando López Miras fue designado en julio de 2019 presidente de la comunidad autónoma con los votos favorables del PP (16), Ciudadanos (6) y Vox (4) y gobierna con Ciudadanos. El candidato socialista Diego Conesa ganó las elecciones y obtuvo 17 diputados.

El Partido Popular ha reaccionado con un profundo enfado a la estocada de su socio autonómico. Fuentes de la dirección nacional del PP aseguran que se trata de “un acuerdo de Ciudadanos con el PSOE y con Unidas Podemos”. “Es decir, Arrimadas pacta con Iglesias”, afirman, y “permite que los radicales puedan gobernar en Murcia”. “Es una gran irresponsabilidad. Y trae una enorme inestabilidad en plena pandemia sin ningún motivo. Arrimadas rompe su palabra, dijo que el acuerdo duraría cuatro años”, critican fuentes populares. El movimiento de Ciudadanos supone un golpe para el PP de Pablo Casado, que pierde uno de sus cinco barones y uno de los más próximos, y añade más interrogantes en la estrategia del líder de la oposición para reunificar al centro-derecha.

No hay comentarios