publicidad cabecera

ÚLTIMAS NOTICIAS

LA FARSA DEL CO2



Hace unos años, escribí en mi libro "El quinto apóstol" (2012) que el efecto invernadero es un timo para que magnates como los Rockeffeller se incharan a ganar dinero con esta estafa. El mayor productor del efecto invernadero es el vapor de agua, es decir, las nubes. 

Y es que se nos ha metido un gol por la escuadra cuando los gobiernos, han seguido las directrices de los gestores del cambio climático.

Cuando allá por el 2004 un tal ZP llegó al poder, la infame De la Vega, por entonces vicepresidente del gobierno,  esto del gobierno de España es otra meméz nacida de los impresentables que gobernaron desde entonces y que aún se mantiene. Nadie va diciendo por ahí en su país, "el gobierno de Francia, o Alemania, o Italia", ya sabemos quién es el gobierno. Y seguro que algunos fetichistas, me acusarán de algo peor que la inquisición cuando lean que puse presidente y no presidenta. Otra meméz que indigna más si cabe. Es la cantante, no la cantanta, es la médico no la médica. El participio activo del verbo ser, es ente, ente es quien tiene entidad, por lo tanto quien preside, es presidente independientemente de su sexo. 

Bueno, a lo que vamos. Resulta que por aquellas fechas, eventos galácticos aparte, un señor demócrata, que esta es otra, el concepto de demócrata que se tiene en España, sobre todo los de izquierdas es que se creen que ser demócrata en Estados Unidos equivale a ser socialista, y nada más lejos de la realidad. Tú le dices a un demócrata en los USA socialista y te pega un tiro. Los socialistas son los rusos. Ellos son como el PP y los republicanos como Vox, para hacernos una idea. 

Pues bien, un demócrata llamado Al Gore, que encandiló a la señora De la Vega, hizo un vído financiado por la asociación Rockeffeller y Green peace, que es lo mismo, ya que la supuesta ONG está financiada por el magnate del petróleo con quien nunca se meten, por cierto. 

Cómo decía, Al Gore hizo una película que se llamó una verdad incómoda. dónde supuestamente denunciaba el uso y abuso del CO2 y lo malísimo que es para el planeta. ¡Y lo dice un tío que tiene fábricas de zinc y calefacción de gasoil para las vacas de su rancho! Un tío que contamina más que una pequeña aldea. 

Pero la historia caló, y aquí y en el resto de Europa, bueno en menor medida, Europa son otras lindes. El caso es que si visitamos la página web de IPCC que es la página sobre el cambio climático nos daremos cuenta que las tablas que nos ponen es sobre el CO2 con respecto a otros gases que componen la atmósfera terrestre. Sin embargo, esta desproporcionada cifra, que roza el 98% se debe a que extraen de la ecuación el vapor de agua, es decir, primero está el vapor de agua con un 95%, después el co2 con un 3% y el resto otros gases.  Pero claro, esta tabla con respecto a qué. Pues al total global, es decir, el co2 en el planeta tiene una presencia del 0.035% y el impacto del ser humano en ese conjunto es del 0.0001%

Y sobre este baremo, nos axfisian a impuestos y se quieren cargar el gasoil. Una lástima, teniendo en cuenta que el CO2 es necesario para la vida y sin él, no habría un ser vivo que respire en el planeta. Por cierto, y es una curiosidad. para hacernos una idea, la diferencia entre el oxígeno que hay en el planeta con respecto al co2 es como el de una sandía de 15 kilos contra un grano de arroz. 

Ralf B. Leepman


No hay comentarios